El proceso de Elaboración

Preparación del barro.

 

Se utiliza barro negro y barro blanco en la misma proporción, se mezcla y se tamiza con varias mallas para separar piedras y otros materiales. Se usa al final una malla fina para dejar un polvo que se mezcla con agua y se deja reposar de 2 a 3 semanas en una fosa especial.

 

En ese tiempo, la mezcla habrá absorbido la mayor parte del agua, y el resto se ha evaporado, quedando una masa firme. Una parte de esa masa se pasa a una mesa para iniciar un proceso de amasado con las manos, con los pies, y con un poco de agua queda una masa firme, de consistencia pastosa y moldeable.

 

 

Proceso de Moldeado y Torneado.

 

Cuando el barro está listo para moldear, se coloca en moldes especiales de dos piezas a la mitad como una capa gruesa y consistente, se unen las partes del molde y se une con masa desde adentro. Se deja reposar por varios días hasta que seque lo suficiente para desmoldear. Posteriormente, se procede a desmoldar quedando una pieza que puede ser una maceta, o un plato, o un jarrón de color café claro. Se deja en repisas para secado al aire durante varias semanas hasta que pierda completamente la humedad. Totalmente seco, se preparan las piezas para ser curado durante 6 horas a 800 °C. Al salir, las piezas quedan en un color rojizo. Se le denomina jahuete.

 

Para las piezas torneadas, la masa de barro se coloca sobre una mesa giratoria, denominada torno, que se impulsa por los pies del artesano. Al girar, utiliza sus manos para dar forma, humedeciéndolas y con  sus dedos, va alargando la masa hacia arriba y desde el centro de la parte superior, hunde los dedos para crear el espacio interior.  Un proceso digno de respeto por la habilidad que han adquirido sus manos diestras a través de los años. Lista la pieza se deja secar por semanas y posteriormente, al horno, tal como las piezas moldeadas.

 

 

Proceso de esmaltado.

 

Para la preparación del esmalte y de los colores, se utilizan sustancias a base de silicio, plomo, estaño, todos ellos en base a la norma oficial Mexicana NOM-132-SCFI 1998, donde marca los contenidos máximos. Todo esto se hace en sitio.

Ya con el esmalte preparado y colocado en una tina, se procede a sumergir la pieza para bañarla completamente, se retira, se escurre y se limpia la base con un paño para retirar de la orilla este fluido, con el fin de que no se peguen en los anaqueles de secado. Se deja reposar por algunas horas o días y cuando esté lista el área de decorado, por turno se comienza con los pinceles.

 

 

Proceso de Decorado.

 

Se hace un bosquejo en el plato utilizando una plantilla, los decoradores más experimentados, aprenden los trazos y ya no la utilizan, y a mano alzada, se trazan las formas de acuerdo al modelo. Los trazos son en negro y dejan espacios para colocar los colores.

 

Una vez secos los trazos, se comienza con la aplicación de los colores de acuerdo a los modelos. El decorador los conoce o tiene guías para llenado. Se aplican con pinceles de diversos calibres a mano alzada, mostrando una habilidad que no deja dudas de su experiencia y conocimiento. Se turnan los colores en la pieza.

 

Cuando ya está lista la pieza, se deja en anaqueles esperando su secado. Al tacto se define si están listas para ir al horno, donde permanecerán entre 5 y 8 horas a 1,200 °C de temperatura.

 

Siempre que se apaga el horno, se debe dejar por otras 5 horas enfriando para evitar que el choque térmico rompa las piezas al abrirlo.

 

La personalización de las piezas siempre se hará en el proceso de decorado, a diferencia de otros productos y materiales, no se graban. Se elaboran especialmente para cada ocasión.

 

Los procesos industriales son ajenos a la elaboración de la Talavera. Por lo que cualquier material utilizado que sea hecho por un proceso industrial, no es aceptado para la denominación de origen. Todo es hecho en sitio por los artesanos, no hay máquinas, no hay procesos automáticos. Los procesos de la elaboración de la Talavera son protegidos y vigilados por la Norma Oficial Mexicana mencionada al principio de este texto.

Fosa para la preparación del barro, se mezcla con agua y se deja reposar por varias semanas.

Alfarero terminando una pieza en la mesa giratoria o torno. Se hace como hace 4 siglos en la ciudad de Puebla.

Piezas en jahuete esperando el proceso de esmaltado. El Jahuete es la pieza de barro que al estar completamente seca, es quemada en horno a una temperatura de 800 °C, donde adquiere ese color rojizo característico.

Decorador pintando la base del decorado con color negro, marcando las áreas a ser coloreadas en un proceso posterior. Es tal la habilidad que tiene que ya no necesita la plantilla base y lo hace a mano alzada.

Proceso de decorado de un plato el cual ya tiene la base y se están aplicando los colores finales. El aspecto de la pieza es pálido, con tonos apastelados. Así entran al horno de curado y permanecen hasta 8 horas a 1,200 °C. Al salir, los colores son brillantes tal como se aprecian en el producto terminado.

Aceptamos

  • Facebook icono social
  • Icono social Instagram

En compras mayores a $3,500 paga a 3 y 6 meses sin intereses con Paypal y tarjetas de crédito de bancos participantes:

  • American Express

  • Banamex

  • BBVA Bancomer

  • Banorte

  • HSBC

  • Santander

© 2023 by INDOOR. Proudly created with Wix.com